La hipoteca multidivisa es un instrumento financiero derivado

Es una buena noticia, para los afectados por las hipotecas multidivisas que desean reclamar la nulidad de esta cláusula, la sentencia de fecha 30 de junio de 2015 del Tribunal Supremo TS que califica la hipoteca multidivisas como producto complejo, como un instrumento financiero derivado lo cual conlleva un especial deber de información de la entidad financiera respecto a su cliente.*

Un deber de información, que si se incumple, refuerza las posibilidades de conseguir una sentencia favorable del que reclama la nulidad de esta cláusula alegando el error en el consentimiento.

Con este pronunciamiento el TS resuelve las divergentes opiniones manifestadas hasta ahora por juzgados de primera instancia respecto a la naturaleza compleja o no de una hipoteca referenciada a una moneda extranjera.

Nuestro Código Civil establece que será nulo el consentimiento prestado por error y para que este invalide el consentimiento deberá recaer sobre la sustancia de la cosa que fuere objeto del contrario, o sobre aquellas condiciones de la misma que principalmente hubiesen dado motivo a cerebrarlo.

De igual modo, como señala la Sentencia del Tribunal Supremo de fecha 30 de diciembre de 2.009, también es posible apreciar la concurrencia de error como vicio de consentimiento “en relación con una actuación omisiva de ocultación o falta de información a la otra parte de determinadas circunstancias que hubieran podido llevarle a no celebrar el contrato en caso de haberlas conocido.

Repito es una buena noticia para los afectados por este tipo de producto que quieran pedir ante los la nulidad parcial de de tipo de contrato.

Si es su caso pida una entrevista, gratuita, en la que analizaremos que posibilidades tiene de conseguir librarse de una impagable hipoteca multidivisa.

 

*El TS afirma que esta modalidad de préstamo supone una dificultad añadida para que el cliente se haga una idea cabal de la correlación entre el activo financiado y el pasivo que lo financia, pues a la posible fluctuación del valor del activo adquirido se añade la fluctuación del pasivo contraído para adquirirlo, no solo por la variabilidad del interés, ligada a un índice de referencia inusual, el Libor, sino por las fluctuaciones de las divisas, de modo que, en los últimos años, mientras que el valor de los inmuebles adquiridos en España ha sufrido una fuerte depreciación, las divisas más utilizadas en estas “hipotecas multidivisa” se han apreciado, por lo que los prestamistas deben abonar cuotas más elevadas y en muchos casos deben ahora una cantidad en euros mayor que cuando suscribieron el préstamo hipotecario, absolutamente desproporcionada respecto del valor del inmueble que financiaron mediante la suscripción de este tipo de préstamos. El TS califica la hipoteca multidivisa como un instrumento financiero derivado por cuanto que la cuantificación de la obligación de una de las partes del contrato (el pago de las cuotas de amortización del préstamo y el cálculo del capital pendiente de amortizar) depende de la cuantía que alcance otro valor distinto, denominado activo subyacente, que en este caso es una divisa extranjera.

 

No Comments

Post a Comment